jueves, 14 de junio de 2007

Gracia esta fatal...


Hace unos años, una profesora muy, pero que muy simpática del instituto, reunió a todos los grupos de COU en la sala de actos y nos soltó un discurso motivador de los de rizarse las venas. La esencia del discurso planteaba básicamente que pasado el éxodo del instituto a la universidad abandonáramos cualquier esperanza de triunfo, dejáramos de soñar con ser ricos y no albergáramos grandes expectativas para el futuro si no queríamos meternos el gran ostión contra la realidad...

La verdad es que para aquella época yo ya había abandonado mis expectativas de conquistar el mundo, ya que luego me tocaría arreglarlo y esos es un marrón del que mejor paso. Yo únicamente me planteaba como objetivo a medio plazo encontrar una caverna cercana a mis orígenes para poder mantener cómodamente mi hábitat particular y sin negar lo más importante, mantener el recurso en caso de necesidad de la nevera mágica (que se llena de forma misteriosa después que tus padres digan la frase "nos vamos a comprar"...)

Pero desde hace un par de años me estoy planteando seriamente emigrar a otras latitudes donde el suelo sea más barato y no tenga que dejar el 100% del sueldo de mis próximos cincuenta años laborables en los bolsillos del banco...

En fin, que por mucho que me guste mi barrio, la pegatina tiene toda la razón. Si hace unos diez años hubiéramos captado el mensaje oculto del discurso sobre la presión inmobiliaria, ya solo me quedarían 40 años de hipoteca por delante XD

2 comentarios:

Pilix Forever dijo...

Yo siempre pensé en salir de aquí y ahora ya es tarde para pirarme. A veces me arrepiento y a veces no.
Total: un lío.

Juan Rubio dijo...

Gracias por tu comentario.

Pues mira yo llevo 5 años pagando hipoteca y sólo he amortizado 5.000 euros, todo lo demás que es mucho se lo lleva el banco en forma de intereses. Y ayer en el telediario salió un tipo que amortizaba 0,33 € y todo lo demás eran intereses.

Pero nada, ánimo que en esta vida se sale para adelante.
Saludos

 
AVISO:Cualquier imagen de procedencia externa se retirará a petición de sus propietarios.